Cuéntame un cuento...

...o una historia, o una anécdota... Simplemente algo que me haga reir, pensar, soñar o todo a la vez, si cabe ..Si quereis mandarme alguna de estas, hacedlo a pues80@hotmail.com..

miércoles, agosto 23

Un poco de narcisismo

(Un poema de Domingo Rivero, poeta canario)

YO, A MI CUERPO

¿Por qué no te he de amar, cuerpo en que vivo?;
¿por qué con humildad no he de quererte,
si en ti fui niño, y joven, y en ti arribo,
viejo, a las tristes playas de la muerte?

Tu pecho ha sollozado compasivo
por mí, en los rudos golpes de mi suerte;
ha jadeado con mi sed, y altivo
con mi ambición latió cuando era fuerte.

Y hoy te rindes al fin, pobre materia,
extenuada de angustia y de miseria.
¿Por qué no te he de amar? ¿Qué seré el día

que tú dejes de ser? ¡Profundo arcano!
Sólo sé que en tus hombros hice mía
mi cruz, mi parte en el dolor humano.

Etiquetas:

martes, agosto 22

Descifrando la etiqueta de las cremas

(Un texto de C. Uranga en la revista Mujer de Hoy del 26 de marzo de 2016)

¿Quieres saber lo que contienen tus cremas pero su composición te suena a chino? Aprende a interpretarlas.

Aunque la letra sea pequeña y no entiendas lo que dicen, nunca está de más intentar comprender las etiquetas de tus cremas. ¡Te damos algunas claves para descifrarlas!

La mayoría de las cremas contiene ingredientes producidos por laboratorios externos, pero hay firmas que usan sus propios laboratorios, lo que encarece el precio final, pero les permite controlar todo el proceso de calidad.

Un detalle relevante: la cantidad de los activos es lo determina el orden de los ingredientes en la lista; así que, si ves muchos extractos vegetales en la primer fila, es probable que tu crema contenga más elementos naturales que petroquímicos.

El ' made in' también importa. Si los cosméticos están creados en la Unión Europea tienen que cumplir unas estrictas normativas de seguridad. Las cremas importadas también tienen que pasar por filtros, pero el control es mucho mayor si se producen en Europa, en Japón o en EE.UU.

Ingredientes habituales:
  • Aqua. No te dejes impre-sionar: viene en latín, pero es el agua de toda la vida.
  • Dimeticona. Casi todos los elementos que terminan en "cona" son siliconas que se encargan de dar la textura aterciopelada a la crema.
  • Glicerina. Uno de los humectantes más comunes. Lo encuentras en casi todas las hidratantes. No deja sensación de pesadez ni sobrecarga los poros.
  • Lanolina. Otro activo hidratante y nutritivo de muy fácil absorción. Curiosamente, se obtiene de la lana de ovejas y carneros.
  • Petrolatum. Es un agente oclusivo que sella la humedad y los activos dentro de la piel. Sin su acción, se evaporarían antes de hacer su trabajo.
  • Alcohol Benzyl. Este compuesto orgánico tiene una parte importante en la producción de las fragancias. Está presente en la mayoría de los aceites esenciales.
  • Parabenos. Se les culpa de interferir con las hormonas, pero son los conservantes más habituales y su misión es alargar la vida del producto hasta 24 meses.
  • Sodium Lauryl Sulfato. Es el agente más común para producir espuma en geles, champús, pasta de dientes y lociones limpiadoras.

Etiquetas:

lunes, agosto 21

Maquillaje para principiantes

(Un texto de C. Uranga en la revista Mujer de Hoy del 26 de marzo de 2016)

Llevas toda la vida aplicando sombra aquí y sombra allá, pero no estás contenta con tus habilidades. Descubre cómo actualizar tu repertorio. 

Da forma a tu rostro:
  • Contouring y strobing. No es que no estés contenta con lo que te ha otorgado la naturaleza, pero probablemente preferirías afilar tus rasgos porque tu rostro es muy redondo, o afinar sus estructuras porque es demasiado anguloso. Contouring y strobing son las dos formas más actuales de esculpir el rostro. La primera se basa en sombras y la segunda en luces. Y para ambas cuentas ya con paletas específicas con mapas para sacar lo mejor de tu cara. En todo caso, debes saber que las zonas oscuras reducen volúmenes excesivos, las claras los destacan y los iluminadores con partículas nacaradas reflejan la luz y redibujan los contornos.
  • Efecto segunda piel. Quieres un maquillaje que respire con tu piel, que corrija y se adapte a ti las 24 horas del día sin necesidad de retoques. Prueba el nuevo Synchro Skin de Shiseido, con la Tecnología Sensorial de Detección de Cambios, que reconoce las necesidades de tu piel a lo largo de las horas (sequedad, brillos, producción de sebo, etc.) para adaptarse a ellas y corregirlas de inmediato. Corrección total. Lo que te preocupan son las imperfecciones, los granitos y sus marcas. Necesitas un maquillaje de alta cobertura con un acabado natural como Dermablend de Vichy, un imprescindible de las pieles con tendencia al acné recién reformulado. Aplica primero sobre las imperfecciones severas y repite hasta que estas no sean visibles. Después extiende y pule el resultado con una brocha o con los dedos hasta conseguir la uniformidad total.
¿Qué quieres de tus pestañas?

A las nuevas máscaras, con cepillos ultra tecnológicos y fórmulas flexibles, les puedes pedir la luna. Pero si deseas esto que te planteamos, tienes que usar así tus herramientas:
  • Largas. Busca cepillos de cerdas tradicionales en lugar de los de las cortas de silicona, porque consiguen arrastrar mejor la pestaña y curvarla hacia arriba. Mejor aún si tienen corte de media luna, como la nueva máscara Passioneyes de Dolce & Gabbana.
  • Voluminosas. Usa una máscara que se adhiera a tus pestañas y proporcione un recubrimiento natural que las haga más gruesas. El resultado es mejor aún si el acabado es lacado y con brillo.

Labios: prueba acabados distintos
  • Sombreado. El ombré no es precisamente una técnica novedosa. ¡La puso de moda Marilyn Monroe hace más de 60 años! Pero ha sido la benjamina del clan Kardashian, Kylie Jenner, quien le ha devuelto la actualidad gracias a su obsesión por los labios voluminosos. Requiere dos tonos de labios distintos pero complementarios y consiste en utilizar el más oscuro en el borde exterior y el más claro para rellenar el interior. Y acabar con un toque de gloss justo en el centro del labio inferior.
  • Mordido. "El truco para conseguirlo está en difuminar los contornos una vez aplicado el labial", explica Maite Tuset, senior make up artist de M·A·C. Esta técnica queda mucho mejor con acabados mates o semimates y, para conseguir el efecto desdibujado, se puede utilizar un bastoncito de algodón o una esponja de maquillaje.

Nuevas formas de destacar las mejillas
  • Un rubor suave. "Aplica el colorete con una brocha biselada y extiéndenlo por la parte alta de la mejilla explica Maite Tuset, senior make up artist de M·A·C. Luego, sube por el tabique de la nariz y da un toque en el contorno del rostro".
  • Blush iluminado. Consiste en combinar colorete e iluminador en una aplicación. El orden adecuado es dar primero un toque de highlighter en la parte alta del pómulo, extender en el hueso y sellar con un toque ligero de colorete.
  • El efecto natural. "El truco está en usar un formato de colorete en crema y aplicarlo en el centro de la mejilla pero de una forma muy sutil, como si estuvieras acariciando la piel", explica Maite Tuset, de M·A·C.


Etiquetas:

sábado, agosto 19

Menopausia, sin dramas

(Un texto de Beatriz Navarro en la revista Mujer de Hoy del 27 de febrero de 2016)

"Me encanta la menopausia", dijo Angelina Jolie haciendo una declaración de principios. Cargada de connotaciones negativas, esta etapa es solo una más en la vida de la mujer. ¿Estás preparada?

Es una etapa inevitable en la vida de todas las féminas, pero eso no evita que tengamos dudas sobre ella. De hecho, a una de cada tres mujeres le preocupa cómo la menopausia influirá en su vida, al 62% les inquieta cómo puede afectar a su salud y al 40% si puede afectar a sus relaciones sexuales, según afirmaron las participantes del estudio sobre las Percepciones y Hábitos de las Mujeres Españolas durante la Menopausia, elaborado por Cinfa. Y no solo les preocupa el malestar que esta etapa les puede tener reservado, sino también el arsenal de prejuicios y tabúes que trae consigo. Los expertos se esfuerzan en desterrar estas creencias, abordando la menopausia con una mayor naturalidad y entendiéndola como lo que es: otra etapa de la vida de la mujer, un proceso fisiológico normal que implica la desaparición definitiva de la menstruación y que tiene lugar, generalmente, alrededor de los 50-51 años, aunque puede ser antes o después en función, sobre todo, de factores hereditarios. Se produce porque el organismo comienza a perder su función ovárica y baja la producción de hormonas femeninas, lo que va acompañado de cambios, algunos síntomas y muchas dudas que vamos a solucionar a continuación.

¿Deberían preocuparte los síntomas?

Este periodo puede tener sus efectos, variables de unas mujeres a otras tanto en cantidad como en intensidad. "Pero no son preocupantes tranquiliza el dr. Juan Luis Alcázar Zambrano, del departamento de Ginecología de la Clínica Universidad de Navarra. De hecho, los dos problemas principales, los vasculares y la osteoporosis, son silentes. Por ello, llegada esta etapa conviene acudir a la consulta del especialista".
  • Sofocos. Se manifiesta como una sensación de calor y ansiedad repentina, acompañado de sudoración y palpitaciones. Puede interferir con el sueño. ¿Qué hacer? Aunque suelen ir desapareciendo, se pueden tratar conTerapia Hormonal Sustitutoria (THS) y fitoestrógenos.
  • Cambios en el cuerpo. La menopausia se relaciona con una disminución de la masa muscular, un incremento en la grasa corporal y una redistribución de la misma. ¿Qué hacer? Los expertos aconsejan, a partir de los 40 o 45 años, mejorar los hábitos de vida y evitar ganar peso.
  • Alteraciones de ánimo. Disminución de la energía, cansancio, abatimiento... Todos estos efectos se deben a los cambios hormonales, ya que los estrógenos ejercen una función importante en el sistema nervioso central y son responsables de la sensación de bienestar. ¿Qué hacer? Revisar nuestras pautas de sueño y llevar una vida activa física, emocional e intelectualmente.
Tratamiento hormonal: ¿Sí o no?

Cuando los síntomas afectan a la calidad de vida de la mujer, el especialista puede prescribir un tratamiento que reponga los niveles hormonales. Pero esta terapia sustitutoria (THS) no está exenta de polémica. Las dudas sobre su seguridad surgieron en un estudio publicado en EE.UU. en 2002, que detectó una alta tasa de mortalidad cardiovascular y cáncer de mama en mujeres sometidas a terapia. Después, numerosos estudios han demostrado que tenía errores: las participantes ya tenían problemas de obesidad, hipertensión y otros factores de riesgo cardiovascular. Además, se habían administrado dosis excesivas y durante demasiado tiempo.

¿Es un tratamiento seguro?

"Las THS que usamos son seguras y deben tener seguimiento. Solo aumentan el riesgo cardiovascular y de cáncer de mama con determinado tipo de preparado, a partir de cierta edad y durante un tiempo muy prolongado", afirma el dr. Andrés Carlos López Díaz, jefe de Ginecología y Obstetricia del Hospital Quirónsalud Málaga.

El dr. Alcázar Zambrano, de la Clínica Univ. de Navarra, añade que "el tratamiento hormonal es muy eficaz pero siempre individualizado. Algunas mujeres lo necesitan y otras no. Sus efectos secundarios se asocian al incremento de cáncer de útero y de mama, aunque depende de la terapia usada, el tiempo y de la vía de administración". La existencia de varices, tabaquismo o padecer un tumor hormonodependiente son las contraindicaciones más frecuentes.

¿Hay alternativas?

"Hay medidas eficaces, pero no tanto como la THS", dice el dr. Alcázar. Son estrógenos naturales obtenidos de los fitoestrógenos de algunas plantas, que actúan de forma similar a las hormonas femeninas. El trébol rojo, el aceite de onagra y el ginseng son ricos en estas sustancias.

¿Aumentan el riesgo de padecer otras enfermedades?

Sí. Y deben tomarse medidas preventivas para reducir el riesgo de que aparezcan. Debemos prestar atención a:
  • Osteoporosis. "El hueso es un tejido en remodelación permanente, con fenómenos incesantes de formación y resorción, y el ritmo de este recambio lo regulan los estrógenos. Su déficit da lugar a un balance óseo negativo, lo cual conlleva un descenso de la masa ósea", explica el dr. Alcázar, de la Clínica Universidad de Navarra. Como consecuencia, los huesos se vuelven frágiles y aumenta el riesgo de fracturas. Según los datos de la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia, dos millones y medio de mujeres mayores de 50 años la sufren.
  •  Enfermedades cardiovasculares. Los estrógenos también actúan como protectores cardiovasculares, ya que mantienen el flujo vascular, desarrollando una acción vasodilatadora y controlando los niveles de colesterol y triglicéridos. Con la llegada de la menopausia, el organismo queda desprotegido y se disparan la hipertensión, el colesterol y los trastornos metabólicos.

Mantén tu peso a raya

El 75% de las mujeres gana entre 5 y 10 kilos en esta etapa. El Instituto Médico Europeo de la Obesidad propone los siguientes consejos durante la menopausia:
  • Incrementar la dosis de calcio. Se necesitan unos 1.500 mg al día, puesto que la pérdida de estrógenos dificulta su absorción.
  • Aumenta las raciones de verduras y hortalizas como espinacas, brócoli, calabaza, coliflor, col, berenjenas y cebollas. Son alimentos ricos en colina, que ayuda a mantener la memoria, y fuente de vitamina D, necesaria para la asimilación del calcio.
  • Eleva el consumo de grasas saludables (aceite de oliva, nueces, aguacate) y disminuye el de grasas menos recomendadas (embutidos, bollería o fritos). Opta por carnes blancas.
  • Come dos veces a la semana pescado azul, por sus proteínas de alto nivel biológico y su alto contenido en ácidos grasis omega 3.
  • Abandona hábitos tóxicos, como fumar y las bebidas alcohólicas. El consumo de tabaco aumenta el riesgo de enfermedades cardiovasculares y osteoporosis, entre otras patologías. Las bebidas alcohólicas, por su parte, favorecen la pérdida de calcio.

¿Es cierto que causa depresión?

No. Aunque "algunas mujeres con problemas previos de este tipo pueden empeorar", aclara el dr. Alcázar Zambrano. La menopausia y los estados depresivos vienen en algunos casos relacionados no solo con que los cambios hormonales tengan su repercusión en el sistema límbico que regula las emociones, sino con que muchas mujeres asocian la menopausia con el inicio de la vejez. Un error, porque no es tan fiero el león como lo pintan y los estudios demuestran que la incidencia real de esta etapa en el día a día de la mujer es menor de la esperada, ya que solo una de cada cinco confirma que le haya afectado negativamente.

Nuestro consejo es sencillo: cambiar ese enfoque por uno más optimista. Cumplir años es deseable y una oportunidad de disfrutar de una existencia más plena. Pensemos que hace apenas 100 años la esperanza de vida de una mujer no llegaba a los 50 y que ahora se puede disfrutar de varias décadas más de vida activa y saludable. Y si necesitamos una ayuda, extra los tratamientos de los que dispone la Medicina epuede dar más vida a esos años. Una oportunidad única.

Etiquetas:

viernes, agosto 18

El fósforo oculto

(Un texto de S. Vivas en la revista Mujer de Hoy del 27 de febrero de 2016)

Aunque tradicionalmente es un nutriente con buena prensa, abusar de él puede causarnos problemas.

Necesidades especiales

Las embarazadas necesitan 1,250 mg de fósforo al día. "Este se encuentra en proteínas como los cereales integrales, la leche, la carne, el pescado y el queso. En los primeros de esta lista hay 200 mg de fósforo por cada 100 g de alimento, mientras que en el queso encontramos hasta 600-700 mg por ración", explica la dra. Pérez Montero.

La dosis. Necesitamos 700 mg de fósforo al día, pero consumimos más. "En los alimentos procesados se utilizan compuestos a base de fósforo y no somos conscientes de que con una porción pequeña de estos productos ingerimos más del doble de nuestras necesidades", explica la dra. Elena Pérez Montero, nutricionista del Hospital Universitario Quirónsalud Madrid.

A evitar. Platos preparados, congelados, embutidos, comidas rápidas y bebidas gaseosas son fuentes de fósforo oculto.

El problema. "Los niveles altos de fósforo aumentan el riesgo de sufrir enfermedades de los huesos y del corazón y aceleran el envejecimiento. Además, si se padece una enfermedad crónica de riñón, se debe limitar su ingesta porque disminuye la función renal", concluye la experta.


Etiquetas:

jueves, agosto 17

El hundimiento del poderío inglés



(Un artículo de Luis Reyes en la revista Tiempo del 9 de diciembre de 2016)

Mar de China, 10 de diciembre de 1941. La aviación japonesa hunde el mejor navío de la Royal Navy.
“Fue el impacto más terrible que recibí en toda la guerra”, dice Churchill del hundimiento del Prince of Wales. Como primer ministro ya había vivido la paliza que el Ejército alemán propinó al inglés en 1940, la rendición de Francia, el abrasamiento de Londres por la Luftwaffe, en fin, la soledad frente a un enemigo todopoderoso, el “polvo, sudor y lágrimas”, pero nada le conmovió tanto como la pérdida de ese acorazado, por lo que tenía de simbólica.

El Prince of Wales era el orgullo de la Royal Navy, su acorazado más moderno, la apodaban el Unsinkable (no hundible). Inglaterra en los peores momentos siempre confió en la muralla de su marina, cuando Felipe II envió la Armada Invencible o cuando Napoleón amenazaba con la invasión. La facilidad con que unos avioncitos japoneses hundieron al Prince of Wales y al Repulse (un formidable crucero de batalla) no solo señalaba el fin de la era de los acorazados, sino también el del dominio incontestable de los mares que Inglaterra había gozado desde tiempos de Nelson. Tras la catástrofe no quedaron navíos británicos en el Pacífico ni el Indico, algo que no sucedía desde hacía 150 años.

El caso es que la concatenación de hechos que culminaron con la pérdida de la supremacía naval inglesa había comenzado con una magnífica noticia tres días antes. Churchill pasaba la noche del domingo 7 de diciembre en su mansión rural de Chequers cuando el mayordomo le comunicó que, según habían oído los criados por la radio, los japoneses habían atacado a Estados Unidos.

Inmediatamente telefoneó a Roosevelt y mantuvieron un escueto diálogo: “Señor presidente, ¿qué pasa con Japón?”. “Nos han atacado en Pearl Harbor. Ahora estamos todos en el mismo barco”. Churchill tuvo que morderse la lengua para no gritar de alegría, estaba exultante y pensó, según recogen sus Memorias: “Habíamos ganado la guerra... El destino de Hitler estaba escrito... los japoneses quedarían reducidos a polvo”. La formidable potencia americana aseguraba, en efecto, el triunfo final, pero la alegría se tornó en llanto en solo 48 horas.

El Estado Mayor naval japonés era altamente profesional y había señalado tres “elementos disuasorios” de sus planes de conquista: la Flota del Pacífico con base en Pearl Harbor, la Fuerza Aérea de Extremo Oriente con base en Filipinas, ambas americanas, y la Fuerza Z británica, con base en Singapur. En su ataque sorpresa, sin declarar la guerra, del 7 de diciembre de 1941 (“el día de la infamia”, como lo bautizó Roosevelt), los aviones nipones eliminaron las dos primeras amenazas; solamente les faltaba liquidar a los británicos.

Curiosamente el Almirantazgo había enviado a Singapur a la Fuerza Z (el Prince of Wales, el Repulse y 4 destructores) precisamente para que sirviese de “disuasión” a los japoneses. Se pensaba que la mera presencia de los poderosos buques británicos enfriaría las ambiciones expansivas de Tokio. Es decir, los ingleses querían ganar el partido sin jugarlo. Este planteamiento resultaría fatal porque la Fuerza Z no tenía un plan estratégico de combate, solamente iba a pavonearse.

Conscientes del fallo, Churchill y el Almirantazgo se reunieron para resolverlo al día siguiente de Pearl Harbor, pero no se pusieron de acuerdo porque Churchill quería que la Fuerza Z se uniera a lo que quedaba de la Flota americana y el Almirantazgo se resistía a esa pérdida de autonomía. “Decidimos consultarlo con la almohada y resolver a la mañana siguiente lo que haríamos con el Prince of Wales y el Repulse –cuenta Churchill– Al cabo de un par de horas estaban en el fondo del mar”.

Fuerza Z

El Prince of Wales estaba en construcción cuando empezó la Segunda Guerra Mundial. Se iba a llamar Rey Eduardo VIII, pero el escándalo de las relaciones del monarca que llevaron a su abdicación hizo que se cambiara el nombre. En 1940, estando en el astillero casi acabado, un bombardeo alemán le hizo una brecha y retrasó su botadura. Eran señales nefastas para el nonato acorazado.

Tampoco tuvo un nacimiento como dios manda, no estaba terminado cuando lo botaron para la cacería del acorazado Bismark, la mayor amenaza alemana en el Mar del Norte. Dos tercios de su poderosa artillería no estaba operativa cuando recibió el bautismo de fuego en la batalla del Estrecho de Dinamarca, en mayo de 1941. Pese a ello se enfrentó al Bismark en un intercambio de golpes brutal, del que ambos salieron malparados, aparentemente peor el inglés. Un proyectil del Bismark había atravesado de lado a lado su cámara de derrota matando a 14 hombres, aunque no le funcionó la espoleta y no estalló. Si lo hubiera hecho habría destruido el centro neurálgico del Prince of Wales. El buque inglés le causó al Bismark una brecha por la que perdía aceite, lo que serviría para seguir su rastro hasta que lo hundió la aviación naval británica.

Tras reparar sus heridas de batalla, le asignaron al Prince of Wales una misión vital: llevar al primer ministro Churchill a una entrevista secreta con Roosevelt en medio del Atlántico, en agosto del 41. EEUU no había entrado todavía en guerra, pero de hecho el americano y el inglés sellaron un pacto, la Carta del Atlántico, que adelantaba el compromiso bélico de Washington. El encuentro en aguas de Terranova culminó con una misa en el Prince of Wales, “un momento espléndido, aunque la mitad de los que estaban allí morirían muy pronto”, en palabras de Churchill.

El 25 de octubre el Prince of Wales marchó a Singapur, la gran base en la Península Malaya que cerraba la puerta entre el Indico y el Pacífico, para integrar la Fuerza Z, pero su poder disuasorio fue cero. Al día siguiente de Pearl Harbor los japoneses invadieron Malasia, una finca inglesa de enorme valor estratégico, pues era el mayor productor mundial de caucho, la materia prima de los neumáticos. La Fuerza Z zarpó de Singapur para interceptar los convoyes de desembarco japoneses, aunque no los encontró. Por el contrario un submarino nipón la encontró a ella.

El jefe de la Fuerza Z, el almirante Philips, llamado por su baja estatura almirante Thumb (Pulgarcito), no llevaba cobertura aérea porque despreciaba la baja calidad de los aviadores japoneses. Se ve que aún no sabía el destrozo que habían hecho los pilotos nipones en Pearl Harbor. Lo pagaría con su vida, porque a las 11.00 del 10 de diciembre comenzaron a llegar oleadas de aviones japoneses que alcanzaron al Prince of Wales y al Repulse con bombas y torpedos. El Repulse fue hundido a las 12.33 y el Prince of Wales a las 13.20, arrastrando entre ambos a 840 marineros al fondo del mar, incluido Pulgarcito. Era el final de la supremacía británica sobre los mares.

Etiquetas:

miércoles, agosto 16

¿En qué año estamos?

(Un texto de José Segovia en el XLSemanal del 6 de diciembre de 2015)

En un techo del palacio de la Alhambra, un pintor flamenco llamado Juan Caxto escribió en caracteres góticos la fecha de la conquista de Granada:  “2 de enero de 1491”, en lugar del consabido 2 de enero de 1492. La efeméride sigue a la vista de los visitantes en los zaguanes que comunican el patio de Mexuar con el de Comares y es fácilmente legible. ¿Un error del que nadie se percató? En realidad no fue una equivocación del artista. Caxto usó el calendario flamenco, según el cual el año de 1491 era el correcto.

En la capitulación final pactada entre el sultán nazarí Boabdil y los Reyes Católicos para la entrega de la ciudad andaluza se puede apreciar la fecha en que tuvo lugar la ceremonia, el 31 de diciembre del año 1493, cuando el año correcto debería ser 1492. El autor del documento tampoco se equivocó, ya que consignó la fecha siguiendo el calendario de la Natividad. Y es que la variedad de calendarios vigentes en el siglo XVI ha causado más de un dolor de cabeza a algunos estudiosos poco avezados en aquel periodo histórico.

En la España de entonces, el primer día del año era el 25 de diciembre, el día de la Natividad. Por el contrario, en Flandes el primer día del año era el de la Pascua de Resurrección, fiesta que dependía de la Luna, por lo que variaba de año en año, pudiendo celebrarse entre el 22 de marzo y el 25 de abril. Por esa razón, la familia del primer hijo varón de Juana la Loca y Felipe el Hermoso, el que después se convertiría en Carlos V, hizo constar que su nacimiento se produjo el 24 de febrero de 1499, no el 24 de febrero de 1500, tal y como hubiera quedado registrado de haber seguido el calendario de la Natividad.

Otros calendarios contribuyeron a crear una cierta confusión en la Europa del siglo XVI, como el de la Encarnación, que marcaba como primer día del año el 25 de marzo, fecha en la que se celebraba esa fiesta religiosa. Otros países, como Polonia, utilizaron el calendario de la Circuncisión, que coincidía con el 1 de enero, siendo por tanto el que menos confusiones ha causado a la hora de consignar las fechas de algunos hechos históricos. A todos esos calendarios se añadían el musulmán y el judío, con sus meses lunares, que alimentaron todavía más la mezcolanza de fechas a lo largo del siglo XVI. En 1582 se instauró oficialmente el calendario gregoriano, llamado así por su promotor, el Papa Gregorio XIII, y que es el que actualmente se utiliza en casi todo el mundo.

Durante mucho tiempo, los documentos históricos ingleses, rusos o griegos consignaron fechas distintas a las del calendario gregoriano. Inglaterra no lo aceptó hasta 1752. Los ortodoxos lo hicieron en 1923. Cuando se estudian documentos medievales y modernos europeos hasta 1582-1583, hay que tener suma cautela para no caer en graves errores, tal y como hicieron algunos afamados historiadores.

Etiquetas:

Free counter and web stats